Mario Alberto Portillo Lopez

Mario Alberto Portillo Lopez

 

Mario Alberto Portillo LopezNació un 19 de julio de 1972, en el municipio de Tlaxcoapan en el estado de Hidalgo, México. Hijo único del matrimonio formado por el Sr. Mario Portillo Chávez y de la Sra. Isabel Armida López Olguín.

Desde muy pequeño amante de la poesía y la declamación, comienza participando en diversos festivales y certámenes de poesía, ganando el primer lugar en algunos de ellos; a nivel escolar representa a su escuela primaria, secundaria y preparatoria en diversos certámenes a nivel estatal obteniendo los primeros lugares; pero es hasta 1993 cuando obtiene el tercer lugar estatal en el certamen de declamación convocado por instituciones publicas.

En ese mismo año obtiene el campeonato estatal de oratoria y representa a su estado en el certamen nacional, obteniendo el tercer lugar nacional.

En 1994 se afilia al foro libre de México “José Muñoz Cota” y es ahí donde comienza el aprendizaje técnico de la oratoria y que lo llevaría a obtener el primer lugar nacional de su categoría.

POETA RUPESTRE.
Denomino de esta manera a mi poesía, la considero para mi como un articulo de primera necesidad, no contiene un lenguaje rebuscado, por el contrario, es sencillo y directo, que puede ser comprendido por todos, te puedes identificar con ella y sentirla porque proviene de un corazón caliente, vibrante y decidido. Mi poesía esta dispuesta al sacrificio, pues el sentir no nace en la cabeza, nace en el corazón, pues esta poesía no es tan solo para algunos cuantos, es para que alcance para todos.
Solo creo que los versos más puros se dictan desde el corazón.
Esta poesía rupestre, no tiene métrica, los cánones literarios no están exiliados, pero desnudar el alma no requiere de rima, en su más estricta definición, son versos cortos, oraciones que nos permitan dejar salir todo aquello que en experiencia resuma nuestros miedos, frustraciones, alegrías e ideas. Me gusta pensar que mi poesía no tiene el compromiso de agradar a nadie, ni calificar para los críticos de membrete que se cuelgan grandes dotes de sabiduría literaria.
Como poeta rupestre, expreso lo que siento, sin los recursos literarios que otros poseen o han cultivado, no tengo los recursos económicos para publicar como otros, pero tengo un enorme espíritu que deseo compartir.

Empresario de profesión, de origen sencillo declaro para una televisora local:
“Siempre en la vida se tiene una inquietud, la mía ha sido querer dejar algo que perdure en el tiempo. Sin embargo es doblemente complicado cuando no se nace con grandes facultades intelectuales o artísticas y aun mas cuando tu entorno social no es precisamente en el que uno quisiera haber nacido. Es doblemente triste cuando la gente de tu entorno no confía en tu capacidad de crear.
Insisto en la capacidad innata, en el instinto de observación, en el espíritu de percibir para crear, pero sobre todo en el valor para dejar atrás todo aquello que nos forman como una barrera.”

Actualmente se haya felizmente casado y es padre de tres hermosos hijos: Jonás Emmanuel, Diana Laura y Mario Alberto.
Reconoce que es su bella esposa la Sra. Rubí Stadler Pérez, su musa e inspiración y cada verso que brota del corazón es gracias a ella.

Sus poemas declamados

Si Volviera A Nacer

 

Scroll Up